Ventas a plazos. Recuerdo de una época distante.

Siempre recuerdo con agrado cuándo tuvimos por primera vez un televisor en casa. Fue en el verano de 1979, era uno de aquellos KRIM-218 en blanco y negro de fabricación soviética que en aquel momento nos supo a gloria.

Mi padre era un humilde trabajador que ganaba un salario de 118 pesos al mes y difícilmente hubiera podido pagar al contado un televisor que costaba casi 700 pesos. Pero existía un sistema de ventas a plazos para artículos de alto valor que funcionaba muy bien y, gracias a eso, en muchos hogares cubanos comenzaron a entrar refrigeradores, televisores, lavadoras y otros artículos caros. En aquel tiempo no había remesas del exterior ni trabajo por cuenta propia y eran muy pocos los que viajaban al extranjero. Casi el 100% de la población cubana laboralmente activa se desempeñaba  como obrero o empleado en entidades estatales, con salarios modestos pero decorosos.

Mediante una estrecha coordinación entre las tiendas, las empresas y los bancos, la persona que adquiría el artículo abonaba inicialmente una cantidad de dinero (digamos un 10 o 20%) como entrada  y después se le cobraba todos los meses una cuantía, pero ya tenía el artículo en cuestión y podía disfrutar de él. Eso no era un invento nuevo, las ventas a plazos eran ya algo conocido desde hacía unos años.

Lo curioso es que en una época en la que no existían computadoras ni sistemas informáticos, sino toneladas de papeles que debían revisarse uno por uno, ese sistema funcionaba y la gente se beneficiaba. Nada estaba automatizado, todo era trabajo humano, cientos de personas  hacían funcionar aquello sin una sola tecla, todo a base de cupones, modelos y comprobantes.

Casi cuarenta años después, todo está sobre soporte informático, las montañas de papeles fueron sustituidas por bases de datos  y los Sistemas informáticos hacen millones de operaciones por segundo. Las entidades y los bancos se conectan en redes a velocidades de Mb/s y las capacidades de almacenamiento de varios Teras son ya algo cotidiano. Pero no hay facilidades de pago,  todo el mundo tiene que pagar al contado.

O pagas la totalidad del precio en el momento de la compra o no tienes el producto, no hay más opción. Aquel sistema de ventas a plazos  se evaporó con la primera “P” de un período al cual me resisto todavía a darle el calificativo de “especial”, no sólo porque significó una etapa de carencias sino por el enorme daño cultural que nos hizo. Las ventas a plazos son una facilidad que tuvimos y se borró de la mente de las personas, nadie menciona ni pide algo así, es como si no supieran que eso existe. Y para los que lo conocimos es solo eso, un recuerdo de una época distante.

 

6 comentarios

Ir al formulario de comentarios

    • sachiel en 5 diciembre, 2018 a las 2:33 pm
    • Responder

    Saludos. En la década del 2000 al 2010, se vendieron a plazos los TV Panda y Haier y los refrigeradores Haier, de diversos modelos (los 2 mios, TV y frio, funcionan impecablemente todavia) y los modulos de cocción, las motobombas de agua. Posteriormente se dieron y dan facilidades de pagos en efectos electrodomesticos y en materiales de construcción para necesitados, casos sociales, etc. Tambien la propiedad de la vivienda se sigue descontando por el Banco, a plazos. Concuerdo en que hoy seria muy conveniente vender a plazos todo, con la lógica excepción de los comestibles, y airear un poco las tiendas de todos los tipos, inlcusive, de articulos necesarios pero ya depreciados. Y sí hay dinero para compras masivas, estimado Ingeniero, lo veo a diario en donde resido y en donde trabajo, cómo entran los electrodomesticos por cantidades y vuelan, ahh, la procedencia? todas las que usted y nosotros podamos imaginar: remesas, ahorros, ventas de algo para comprarse aquello, del delito encubierto, etcetera. El método, no puede ser igual al de los Haier, que todavia andan dando caza a los morosos que no han pagado, o pagas correctamente el plazo acordado (y con mora incluida), o te quito el bien adquirido. Lo otro, el abastecimiento de las tiendas, pasa necesariamente por la capacidad de liquidez en divisas convertibles del pais, que nunca ha sido muy buena, pero asi y todo, las mercancias siguen entrando.

    1. Eso funciona contra el Banco, en el mundo entero es así, por eso es necesario el uso de cuentas bancarias para que el sistema que esté implementado para eso te asimile y haga los descuentos pactados cuando se hace la compra. En ningún lugar de este planeta la gente va al Banco a hacer una cola para pagar la cuota mensual por haber comprado un refrigerador. ¿Te imaginas eso en un país grande con muchos millones de habitantes, como China, EU, Rusia o cualquier otro, donde todos los días hay miles de gente que compra carros y artículos caros haciendo la cola en el banco? Lo de que las tiendas se queden vacías está por ver, no me creo mucho ese cuento, porque al final tienes que pagar, no te van a rebajar ni un centavo al precio. Es más, a plazos sería un poquito más caro.

    • Opinion en 12 noviembre, 2018 a las 11:42 am
    • Responder

    Amigo Arnaldo

    Es verdad que si se pone de nuevo la venta a plazos, va a haber un boom inicial que a lo mejor los inventarios existentes no lo aguantan, pero coincido que es algo que debe existir, en el mundo entero es así.
    Ahora bien nuestros bancos deben aprender un poquito, porque por ejemplo cuando se vendieron los refrigeradores Haier (no emitiré opinión sobre el precio), fue a plazos pero con escopeta porque si alguien lo quería pagar al contado obligatoriamente tenía que pagar el costo más el interés.
    Hubo 3 millones de protestas, pero las echaron en el inodoro.
    Nada más fácil que solicitar un documento probatorio del vínculo laboral y del salario que se recibe, y además una verificación digamos que anual del estado del deudor, si mantiene el trabajo, etc.
    El problema es que como el cubano es muy inteligente, muchos por las razones que sean comprarán y luego a menos que la mensualidad sea un descuento automático, no pagarán y entonces el proceso que sigue se pone macarrónico, porque en el mundo entero te embargan el bien, sea carro, casa o lo que hayas comprado.
    Aquí ¿quien va a ejecutar el embargo?, ¿la policía?, lo dudo
    Quizás esta sea la razón por la cual eso no se ha vuelto a poner.
    Y termino porque sobre el tema podemos hablar y escribir tantos tomos como tiene la Enciclopedia Británica.
    Saludos

    1. Hola. Eso, como todo, tiene que tener sus condiciones para poderlo aplicar, así es en todas partes. En la medida que la mayoría de las operaciones financieras se hagan a través de los Bancos todo eso se facilita. Hoy mucha gente cobra por tarjeta, para muchas cosas se exige ya el uso de cuentas bancarias y eso hace que, tanto para cobrar tu dinero como para pagar tus deudas sea mediante operaciones con el banco y eso limita mucho el invento.

      Cuando los refrigeradores se hizo de manera masiva y casi simultánea y sin tener las condiciones creadas, por eso se formó el relajo. También muchas cosas tienen que convertirse en ley todavía. Hay muchas cosas que antes las controlaba la moral y la vergüenza, pero ahora en ausencia de esas dos, habrá que poner leyes. Los casos excepcionales serían los únicos que llegarían hasta el embargo y, claro, para eso está la policía, para poner el orden.

      Saludos…

    • Metralla...!!! en 2 noviembre, 2018 a las 3:16 pm
    • Responder

    Arnaldo recien hoy descubri este blog, sobre eso te diré que casualmente estabamos hablando de eso aqui los colegas de la pincha, recientemente un conocido compro un ventilador de pared muy bueno(por ahora que es nuevo) del almacen a la tienda sacaron 40 y los 40 se vendieron en un 2×3 al dia siguente sacaron un contenedor de 40pies de lavadoras semi-automaticas sanyo de 300 y tantos cuc !Se vendieron todas! en fin que no hay productos ni en las tiendas ni en los almacenes estamos jodíos(cubanamente hablando) actualmente cobro 1500pesos +/- al mes entre nómina estimulacion en dos monedas y primas y no alcanzaaaa, no obstante dime tu que vas a comprar hoy a credito NADA si pones las cosas a credito veras las estanterias vacias, que estanterias de que si hasta las estanterias comprara yo a credito, sobre el papel de antes y las bases de datos de hoy creeme que por cada base de datos de 1Tb hay 1ton de papel archivado en algun lado jajajaja… una sugerencia pudieras poner para descargar el San Isidro, 1910 de Cañizares Acevedo,Dulcila … salu2

    1. Ese mismo es el razonamiento de mucha gente. Hay una especie de temor a que las tiendas se queden vacías. Yo creo que el objetivo del comercio es vender productos, en primer lugar. Si sacas un contenedor de lavadoras y se acaban enseguida es porque no hay lavadoras de manera estable para quien quiera comprarlas. Tampoco creas que porque se acabaron rápido y la gente las compró a 300cuc es que la gente tiene mucho dinero, muchas veces es a costa de un tremendo esfuerzo y desprendiéndose de cosas que también tienen valor. La venta a plazos es una opción, quizás no sea aplicable a todo el mundo, quizás sea sólo para quienes tienen un trabajo estable o tienen alguna cantidad de dinero en el banco, no sé cómo se debiera implementar pero debiera existir. Y no se quedan vacías, si se hacen bien las cosas no se quedan vacías las tiendas. El mundo de hoy vive a plazos.

      Saludos…

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.